lunes, 6 de marzo de 2017

Congreso de Viena


Las monarquías europeas trataban de volver a la normalidad después de años de guerras contra el general francés Napoleón Bonaparte. Éste parecía totalmente vencido en 1814, y recluido en la isla de Elba.
Es por ello que representantes de casi todas las casas reales de Europa se reunieron en Viena para reconstruir sus gobiernos tal cual estaban antes de la Revolución Francesa, es decir, restaurar sus monarquías absolutas. A este período histórico también se le conoce como la Restauración.

CONGRESO EN VIENA
Este congreso, que comenzó en octubre de 1814 y terminó en junio de 1815, fue presidido por el canciller austríaco Klemes Wenzel von Matternich.
No fueron realmente conferencias, sino banquetes que se celebraban diariamente, y allí se establecían reuniones informales, que podían o no ser confirmadas con posterioridad.

Las delegaciones representadas fueron:
- El reino de Prusia, con el Príncipe Karl August von Hardenberg, y su canciller, el diplomático y erudito Wilhelm von Humboldt.
- El Reino Unido fue representado inicialmente por su secretario de Relaciones Exteriores , vizconde de Castlereagh , pero a partir de febrero de 1815 por Duque de Wellington; que en las últimas semanas iría a luchar contra Napoleón, quien dejaría su puesto al Conde de Clancarty .
- Rusia fue representada por el emperador Alejandro I, Zar de Rusia, aunque lo representaba su Ministro de Relaciones Exteriores.
- Francia estuvo representada por su Ministro de Relaciones Exteriores Charles- Maurice de Talleyrand
- Austria estuvo representada por su general en jefe, Metternich, quien también presidía el Congreso de Viena

Inicialmente, los representantes de las cuatro potencias vencedoras, Austria, Prusia, Rusia y Reino Unido, esperaban excluir a los franceses de participar en las negociaciones más serias, pero el brillante ministro Talleyrand pudo hacer pesar sus opiniones al menos las primeras semanas del congreso.

Los objetivos del congreso eran crear y afirmar un equilibrio entre las naciones europeas, que habían sido perjudicadas en sus territorios por los ejércitos de Napoleón. Necesitaban recomponer las viejas fronteras y recomponer el anterior sistema ideológico del Absolutismo (excepto Gran Bretaña) y por fin lograr la paz en Europa.

PRINCIPIOS DEL CONGRESO DE VIENA
-Restauración del Absolutismo: Los monarcas obtienen su poder por Dios, por lo que no puede ser frenado por ninguna constitución, ni ningún principio de soberanía popular.

-Legitimidad: defendido en especial por el representante francés Talleyrand a partir del cual se consideraban legítimos a los gobernantes y a las fronteras que existían antes de la Revolución Francesa. Esto beneficiaba a las potencias vencedoras, pero también buscaba salvar a Francia de perder grandes territorios, así como también intervenciones extranjeras.

-Equilibrio: necesidad de una organización equilibrada de poderes económicos y políticos europeos dividiendo el territorio de algunos países (ej. Confederación Germánica), o anexionando el territorio de otros (ej. Bélgica se une a los Países Bajos).

-Intervencionismo: las potencias se comprometían a intervenir en aquellos territorios que, perteneciendo a otras potencias, surgieran movimientos populares que pusieran en peligro los principios señalados en Viena. Esto condujo a un sistema de alianzas y la realización de más congresos.

CAMBIOS EN EL MAPA EUROPEO

  • Rusia se anexiona parte de Polonia, Finlandia y Besarabia.
  • Austria se anexiona la región de los Balcanes, y territorios italianos de Venecia (pierde Bélgica).
  • Inglaterra logra el control de las rutas marítimas al quedarse con la isla de Malta, Ceilán (Sri Lanka) y la colonia del Cabo.
  • Noruega fue anexionada a Suecia, sacándosela a Dinamarca (aliada de Napoleón).
  • Prusia se quedaría con parte de Sajonia, Westfalia, Polonia y las Provincias del Rin.
  • Bélgica fue obligada a unirse con los Países Bajos, formando el Reino de los Países Bajos.
  • Los principados alemanes formarían la Confederación Alemana de 38 estados, Prusia y Austria participaron en esta Confederación.
  • El Imperio Otomano mantuvo el control de los pueblos cristianos de Europa Sudoriental.
  • España y Portugal no fueron recompensados con ganancias territoriales, pero si restauraron a sus antiguas dinastías. (España no logró ayuda para reconquistar sus colonias americanas).

El Congreso de Viena también contempló una serie de medidas políticas, entre ellas estaban:
  • Reglamento que regulaba las actividades diplomáticas en Europa.
  • Libertad de navegación de los ríos Rin y Mosa.
  • Abolición de la trata de esclavos.
  • Mejora de las condiciones de vida de los judíos.    

CONSECUENCIAS
Los monarcas intentaron implantar por la fuerza sus ideas, pero no lograron erradicar los ideales de la Revolución Francesa, de libertad, igualdad, soberanía popular y división de poderes. No pudieron frenar los cambios producidos ya por la Revolución Industrial, que ya había arraigado en la población y forma de vida de gran parte de Europa, sobre todo la burguesía que no aceptó la vuelta del Antiguo Régimen, que lo postraba a un segundo plano político.  
En enfrentamiento de ideas tan diferentes, ocasionaron movimientos independentistas, liberales y nacionalistas, produciéndose distintas guerras en 1820, 1830 y 1848.







Fuente:http://www.historialuniversal.com
            http://geo-historia.com
            Imágenes de Google

No hay comentarios:

Publicar un comentario